miércoles, 11 de mayo de 2011

el interior..

Aunque busco refrescarme en aguas de optimismo,
siempre viene a lamer mis pies
este mar de victimismo..
No quiero adentrarme en él (lo juro!)
lo miro en su hipnótico vaivén..
a su azul tranquilo le lanzo,
volcando de mi alma la hiel..
responde con espuma y bramido
(tristezas y desdén..)
siempre digo que querría ser como él..
al menos formar parte de su líquido fluido..




Nota: ... es de otra "isla"..